Toma de contacto con Adobe Photoshop CS3

29 03 2007

Aunque tradicionalmente Adobe se ha caracterizado por mantener un completo hermetismo sobre el desarrollo de sus aplicaciones (suministrando pocas informaciones y guardando bajo candado sus betas), las versiones CS3 de la Creative Suite en general y Photoshop en particular pasarán a la historia como la excepción que confirma la regla. La razón no es tanto el tiempo que ha pasado desde el lanzamiento de CS2 como la transición que Apple ha realizado a los procesadores Intel, provocando que las aplicaciones no adaptadas a tal cambio viesen mermado su rendimiento de una forma realmente importante (creedme, trabajo a diario con un Mac de nueva generación y utilizar las aplicaciones de Adobe -los últimos que quedan por adaptarse- es una auténtica tortura).

Ahora, con el lanzamiento de la beta pública de CS3 los usuarios de Mac podemos descubrir al fin toda la potencia de nuestras máquinas mientras exploramos las interesantes novedades que Adobe nos ha preparado.

Instalación
Empezamos por el único punto oscuro de esta preview: el instalador. Aunque probablemente sea achacable a su condición de beta prematura, el instalador de CS3 se muestra increíblemente lento en su función. Casi 10 minutos en la versión Mac y cerca de 40 en la de Windows. La diferencia surge de que en dos equipos diferentes tuve que reiniciar la instalación entre 3 y 6 veces hasta lograr que se copiasen todos los componentes del programa. Probablemente sea un problema extraño que no afecte a todos por igual, pero a falta de una batería de pruebas más intensa creo que dos de dos es un resultado bastante indicativo.

Rendimiento
Además de la inyección de velocidad que supone el que la versión Mac sea binario universal, ambas plataformas (Windows y Mac) han sufrido una importante mejora de rendimiento. Desde la aplicación de filtros hasta la respuesta del interface en sí, pasando por los tiempos de acciones como Guardar o el propio arranque del programa. También merece la pena destacar en este apartado el sistema de navegación de imágenes Adobe Bridge, completamente irreconocible en términos de velocidad respecto a su versión previa.

Como podéis ver en la imagen superior, esta versión hace uso por primera vez de la GPU de nuestra tarjeta gráfica para acelerar aún más los procesos. Aunque Adobe no ha suministrado aún ningún tipo de información al respecto es de suponer que una buena gráfica permitirá librar al procesador principal de buena parte de la carga de trabajo.

Nuevo interface de usuario
Algunos de los cambios que más saltan a la vista desde el mismo momento de lanzar el programa son los realizados sobre su interface. Quienes se empeñen en dejar las cosas donde estaban para ahorrar mareos lo van a tener fácil, pero todos los demás vais a notar como vuestra productividad va a verse recompensada tras un brevísimo período de aclimatación.

La nueva interface es completamente personalizable permitiéndonos ajustar sus elementos del modo que prefiramos. La clásica barra de herramientas por ejemplo puede distribuirse ahora en una o dos columnas, y aunque esta última agradará a los nostálgicos, la primera nos deja un área de trabajo mayor. Sin embargo son las paletas de opciones las que presentan los cambios más interesantes y es que podemos desplegarlas hasta que muestren todas sus opciones o colapsarlas hasta convertirlas en simples botones a la vez que las distribuimos en bloque de la forma que más nos convenga.

Como veis, aunque también hay algunos refinamientos visuales como transparencias y fundidos (al menos en la versión Mac), la mayor parte de cambios van encaminados a aumentar el área de trabajo y prueba de ello es la nueva vista Maximize Screen Mode, que ajusta la ventana de imagen al máximo disponible entre la barra de herramientas y nuestras paletas. En definitiva, los cambios no son dramáticos pero sí que añaden una mayor coherencia al conjunto.

Adobe Camera RAW 4

La nueva versión del plugin de procesado RAW de Photoshop (que caduca el 31 de Mayo, ¿posible fecha de lanzamiento?) no presenta grandes cambios en su sistema de trabajo pero sí que presenta la capacidad de ¿procesar? archivos JPEG y TIFF con las mismas herramientas que los RAW y añade unas cuantas opciones de interés a sus pestañas de opciones entre las que cabe destacar las siguientes:

– Recovery (Recuperar) permite recuperar detalle de las zonas sobreexpuestas.
– Fill Light (Luz de Relleno) aclara las zonas de sombra sin alterar la exposición.
– Vibrance (Colores Víbrantes) para un control de la saturación más natural que solo afecta a los tonos apagados.
– Parametric Curve (Curva Paramétrica) que se añade a la ya clásica Curva por Puntos y que permite ajustar la curva mediante tres indicadores de zona y cinco controles deslizadores (Highlights, Lights, Darks y Shadows).
– Convert to Grayscale (Conversión a Escala de Grises) que permite hacer conversiones a blanco y negro al más puro estilo del Mezclador de Canales.
– Split Toning (Fragmentación de Tono) que llega directamente desde Adobe Lightroom para modificar las dominantes de color una imagen de forma separada para las Luces y las Sombras.

Y lo mejor para el final (bueno, probablemente solo me lo parezca a mi pero ya veis, y soy así): la posibilidad de guardar los ajustes como presets para aplicarlos una y otra vez, por fin, cómoda y rápidamente.

Adobe Bridge 2

Como ya he mencionado, la nueva versión de Bridge brilla con luz propia y no solo gracias al necesario aumento de velocidad (tanto del interface como de la visualización de miniaturas). Concretamente, dos opciones han llamado mi atención por su sospechosa similitud a Aperture de Apple: la lupa (que muestra la zona de la imagen sobre la que nos encontremos ampliada al 100%) y el sencillísimo sistema de comparación de imágenes. En fin, mientras copien de los buenos imagino que estará bien.

Smart Filters

Los Smart Filters (Filtros Inteligentes) son un sistema no destructivo de aplicar diferentes filtros sobre una imagen pudiendo volver sobre nuestros pasos y modificar cualquier parámetro siempre que queramos. Se parece bastante a las Capas de Ajuste salvo en que estas afectan a todas las capas inferiores y los Filtros Inteligentes solo lo hacen a la suya propia.

Cualquier filtro es válido, solo hay que seleccionar la capa o capas que queramos convertir y hacer click sobre Filter/Smart Filters. Tras eso, a aplicar efectos sin miedo con máscaras y todo. Al fin podremos dejar de tener duplicadas cuatro veces las mismas imágenes.

Herramienta de Selección Rápida y Refinado de Bordes

Una nueva herramienta de selección para nuestra colección que viene a ser el equivalente del Lazo Magnético a la Varita Mágica. Quick Selection es un pincel que se va adaptando a los contornos de la imagen conforme pasamos por encima. Es tremendamente fácil de utilizar y aunque su resultado depende mucho de lo contrastada que sea la imagen en general simplemente funciona. Por cierto, para corregir la selección eliminando píxeles de ella tan solo tenéis que mantener pulsada la tecla Opción (Mac) o Alt (Windows) y pintar.

Mucho más esperada y productiva es la opción Refine Edge, que permite controlar por completo cualquier selección realizada (independientemente de la herramienta que hayamos utilizado para ello) con parámetros como radio, contraste, suavidad, desenfoque y calado. Además, también incluye tres nuevas opciones de visualización que se suman a la normal y la de máscara rápida.

Clonación

Extraordinarias. Así son las novedades presentes en las herramientas de clonado en forma de una nueva paleta que no solo nos permite guardar hasta cinco puntos de origen para ahorrarnos tiempo al ir intercalándolos, sino que también añade nuevas posibilidades de ajuste de posición por coordenadas, rotación y escala. Es decir, ahora podemos, por ejemplo, clonar de un punto a otro ampliando y rotando la imagen de forma automática.

Muy práctica también la posibilidad de ver la imagen a clonar superpuesta a la de destino, por lo que ya no necesitaremos estar pendientes del punto de origen para evitar ir clonando a ciegas.

Herramienta de conversión a Blanco y Negro

Los amantes del blanco y negro digital acogerán esta nueva opción con los brazos abiertos. La herramienta de conversión a blanco y negro, presente también en ACR, nos permite ajustar seis niveles de color para filtrar la imagen del modo deseado, así como realizar virados de color de un modo realmente simple y efectivo.

Otras opciones incluyen un botón con de ajuste automático o la posibilidad de seleccionar una porción de la imagen para ajustar el correspondiente rango tonal (por ejemplo, haremos click sobre un cielo azul para oscurecer o aclarar los tonos azules).

Curvas
La ventana de ajuste de Curvas ha permanecido inamovible durante años. Simple y funcional eran sus máximas. Ahora, en la versión CS3, ha sido remodelada para ofrecernos más información a través de la integración del histograma como fondo y la opción Show Clipping (Mostrar Recorte), con la que podemos ver las zonas en las que estamos recortando las luces o sombras.

Por otro lado, la nueva lista de ajustes predefinidos incorpora los más comunes: Negativo, Negativo Color, Proceso Cruzado, Alto Contraste, Contraste Lineal…

Alineación y Fusión Automáticas

Si podéis ver las opciones de Alineación y Fusión Automáticas del menú Editar en funcionamiento seguro que os quedaréis tan sorprendidos como yo. Fusión de imágenes para la creación de panorámicas o la combinación de las mejores partes de múltiples imágenes de un modo increíble que alinea y rota los elementos y ajusta el color dejándolo todo bien separadito en capas con máscaras.

Vanishing Point 2
Este efecto fue una de las principales incorporaciones de la versión anterior y en Photoshop CS3 pasa a ser más flexible. Ahora podemos clonar respectando la perspectiva de múltiples planos (las distintas caras visibles de un edifico por ejemplo) sin la antigua limitación de 90º.

Exportación Zoomify
A las opciones de exportación se ha incorporado una realmente curiosa que sustituye al antiguo ZoomView: Zoomify. Esta nos permite crear un visualizador web con barra de zoom al más puro estilo de Google Maps del que ya os hablé en la entrada sobre la imagen de 1.5 gigapíxeles de Machu Picchu.

Guardar para Web y la Central de Dispositivos

A la opción de Guardar para Web le ha salido la coletilla de Dispositivos y es que ahora incluye la nueva ventana Device Central en la que simula la representación de la imagen en la pantalla de una amplia gama de dispositivos móviles y ofrece información sobre sus características de cara a garantizar la compatibilidad con nuestros contenidos. En la beta solo figuran algunos genéricos de ejemplo pero la versión final se actualizará con cada nuevo dispositivo que vaya saliendo al mercado (o eso dice Adobe).

Conclusiones
No hay duda que estamos ante la mejor versión de Adobe Photoshop presentada en mucho tiempo. Todas las novedades que he comentado sumadas a muchas otras que he dejado en el tintero (como las mejoras en el ajuste de Brillo/Contraste, el cuadro de impresión o los múltiples presets que se han incorporado a la mayor parte de opciones) hacen de CS3 una descarga obligatoria para los usuarios del programa de retoque fotográfico por excelencia. ¡Y que deciros a los usuarios de Mac! La aplicación no solo se muestra más rápida que en Windows XP, también me ha vuelto a recordar lo que es trabajar sin soportar un solo cuelgue.

Font: Backfocus





Roxio Toast 8

29 03 2007

Esta nueva versión de la decana de las aplicaciones de grabación de datos para Mac OS X, añade interesantes mejoras no sólo en el programa principal, Toast, sino en el grupo de aplicaciones satélite que desde hace unas cuantas versiones vienen complementando al producto. Este es el caso, por ejemplo, de Disc Cover, que en la versión RE suministrada con este producto permite diseñar carátulas y etiquetas de CD de una gran calidad y con unas herramientas de edición muy flexibles; lo mismo ocurre con CD Spin Doctor (grabación de sonido) o un Motion Pictures que nos permite realizar pases de diapositivas y guardar el resultado como películas con un conjunto de opciones que no tiene nada que envidiar a las opciones disponibles en el propio iPhoto de Apple. Adicionalmente, esta versión se encarga de añadir nuevas herramientas: catalogación de discos y una interfaz de control con los TiVo que no tienen ninguna utilidad para los usuarios españoles.

Sin embargo, aunque las mejoras de los programas satélites son significativas, Toast también ha recibido un buen puñado de novedades. La más destacable entre todas ellas es el soporte de unidades Blu-Ray, cuyos discos podremos montar y utilizar sobre el escritorio del Mac OS X como si se tratasen de discos duros. Toast ha recibido un importante cambio en la interfaz de usuario y lo cierto es que ahora resulta un programa más atractivo y claro en su manejo.

Toast

La zona izquierda de la interfaz de usuario nos permite seleccionar el tipo de grabación entre cuatro grupos principales: Datos, Audio, Vídeo, Copiar; y es al seleccionar cada uno cuando se desplegará una lista para mostrarnos las posibles acciones disponibles, como por ejemplo crear un CD de vídeo, Super Vídeo CD, DVD Vídeo, Carpeta Video_TS o disco DivX en el caso de seleccionar el apartado correspondiente al vídeo. Adicionalmente, cuando seleccionemos cada una de las acciones veremos como la zona inferior cambia para mostrarnos las opciones que sean aplicables en cada caso. Así, por ejemplo, en el caso de crear un título DivX podremos escoger entre los diferentes perfiles de codificación, incluso para cada una de las pistas que vayamos a grabar al disco (Toast se encarga de instalar el plug-in compatible con QuickTime que nos permitirá codificar y reproducir dicho formato); o en el caso de indicar que queremos crear un título DVD, entonces podremos elegir entre diferentes opciones para el estilo de menú de entre los predefinidos, y que se pueden actualizar con nuevos estilos accediendo a la web del fabricante, así como el tipo de codificación que queramos emplear (calidad de vídeo) y si deseamos que el disco se reproduzca automáticamente cuando lo insertemos en el equipo de reproducción una vez grabado.

Las mejoras introducidas por la aplicación en el apartado de grabación de datos también son importantes. La más destacable es que ahora ya no estaremos limitados al espacio disponible en el medio soportado (CD o DVD) sino que Toast se encargará de calcular e indicarnos la cantidad de discos necesarios para que entren todos los datos que deseamos grabar. Dicha característica es muy parecida a lo que podemos encontrar en la Utilidad de discos o en otras herramientas similares y que nos permiten crear una copia en varios segmentos. En este caso, tanto si se trata de plataforma Mac o PC, Toast se encargará de grabar junto con los datos el software necesario para reunir todos los segmentos posteriormente.

Por último, Toast también añade una opción de recuperación de datos, denominada Disc Restore, y que permite recuperar los datos de discos que den error de lectura o que estén parcialmente rayados. Sin embargo, tal y como se indica en la documentación del producto, el éxito de recuperación mediante esta característica depende del nivel de degradación que tenga el disco. En nuestras pruebas, con discos que daban error de lectura en algunos sectores (especialmente CD Audio) obtuvimos los mismos resultados de recuperación con Toast que cuando utilizamos la función de copia directamente desde el Finder.

Limitaciones
No podremos crear copias de seguridad de los DVD Vídeo que estén protegidos; tampoco podremos grabar la música que hayamos comprado en la iTunes Store. Así, la integración que ofrece Toast con las aplicaciones iLife queda un tanto limitada.

Conclusión
Si no tienes ninguna de las aplicaciones de iLife, entonces el precio de este producto está más que justificado si tenemos en cuenta que no sólo se trata de la aplicación de grabación sino de que el resto de herramientas suministradas con el producto también tienen una calidad notable. Además, todas las aplicaciones de la suite están en castellano.

Por otra parte, si ya estabas utilizando la anterior versión del producto y no tienes grabadora Blu-Ray entonces nuestra opinión es que puedes prescindir de esta actualización.

Font: Macworld